Seguros para todos los bolsillos

Microseguro es un mecanismo de transferencia de riesgo a través de un contrato o póliza

Estos productos están enfocados en la población con ingresos bajos o variables.

Muchas personas no se encuentran preparadas para afrontar los gastos de una enfermedad, como medicamentos, atención médica, e intervenciones quirúrgicas, lo que puede llevar a familias enteras a caer en graves problemas económicos. Una alternativa para hacerle frente a estos gastos son los microseguros de vida o salud.

El 92.4% de las defunciones registradas en México están relacionadas con problemas de salud, de acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi). El costo de una enfermedad puede ser de miles de pesos. Algunas de las enfermedades más frecuentes como las relacionadas con el hígado, influenza o neumonía tienen un costo promedio por tratamiento de 200,000 pesos.

Ese es el gasto que tendrían que asumir al menos 18.87% de la población mexicana que no cuenta con un seguro privado o seguridad social. Datos de la Encuesta Nacional de Inclusión Financiera, indican que las tres principales razones por las que la población no contrata un seguro son: tener ingresos variables (31%), por que considera que no los necesita (26%) o por considerarlos costosos (16 por ciento).

Una alternativa para afrontar este tipo de emergencia son los microseguros, Jesús Hernández Camacho, director de WeeCompany, recomendó a quienes se encuentran en el camino del emprendimiento y el autoempleo y que no cuentan con algún seguro, considerar los diferentes instrumentos financieros en la materia como los microseguros.

¿Qué son?

La Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros indica que un microseguro es un mecanismo de transferencia de riesgo a través de un contrato o póliza, en el que una compañía asume el riesgo a favor del asegurado.

La diferencia entre un seguro convencional y un microseguro es que este último es un producto financiero enfocado en proteger a las personas que no cuentan con algún tipo de protección y que tienen ingresos variables o consideran que son insuficientes, por lo que protegen a las personas de riesgos específicos como accidentes, enfermedades o por fallecimiento.

A través de los microseguros las personas pueden acceder a un contrato de póliza más sencillo y con primas pequeñas, establecidas acorde a las necesidades, ingresos y nivel de riesgo. La Comisión Nacional de Seguros y Fianzas (CNSF) precisa que un microseguro por vida, accidentes y enfermedades de manera individual por una suma asegurada de 20,000 UDIS, equivale a 148,000 pesos.

“El sector ha diseñado los microseguros que permiten tener protección por una prima más pequeña, con ellos te puedes asegurar por enfermedades con 3,000 o 4,000 pesos al año, tal vez la aseguradora no alcance a pagar todo el monto de la atención médica, pero sí te va a pagar una cantidad ya preacordada, yo creo que esa cantidad se puede utilizar para reducir considerablemente el gasto que se requiera financiar, lo importante es contar con un respaldo”, comentó Jesús Hernández.

Antes de contratar un producto

Al considerar contratar un microseguro los interesados deben de analizar diversos aspectos a fin de que sus necesidades e interés sean cubiertos por la aseguradora, para ello los expertos detallaron una serie de consejos al momento de realizar la contratación de un seguro.

Hernández Camacho consideró que “lo primordial es contar con un presupuesto, saber la cantidad de dinero que se piensa destinar, una vez con eso en mente se puede pensar en qué tipos de riesgos y coberturas pueden adquirir. Ahí cobran importancia los microseguros, en donde los usuarios deben aprender a tomar ciertas coberturas, dependiendo de las enfermedades que desees asegurar, y lo que consideres primordial”.

Una vez que se tenga contemplado el perfil del asegurado, José Luis Morales, co-fundador de Grupo Damosal, recomendó analizar la oferta del mercado, para ello detalló que los usuarios pueden recurrir a los brokers y agentes aseguradores. Después de verificar que las instituciones o agentes de seguros se encuentren debidamente registrados en el Sistema de Registro de Prestadores de Servicios Financieros (Sopres) de la Condusef.

Los asegurados deben de tomar en cuenta a las personas que designan como beneficiarios e informarles previamente. Además, al realizar el contrato los asegurados deben revisar los detalles del producto que se está adquiriendo como la suma asegurada, nombre del titular, domicilio, edad, beneficiarios y los pagos que se deberán hacer mes a mes o de manera anual.

¿Quiénes los ofrecen?

  • Seguros BBVA Bancomer
  • Zurich Santander
  • Patrimonial Inbursa
  • Seguros Banorte
  • Seguros Azteca
  • Cardif México
  • Dentegra Seguros Dentales
  • Citibanamex Seguros
  • Cardif México Seguros Generales
  • Chubb Seguros México
  • HSBC Seguros
  • AXA Seguros
  • MetLife México
  • Seguros Centauro

Related Posts